materiales para embalar muebles

¿Cómo embalar muebles para mudanzas?

Sabemos que embalar es una de las tareas más tediosas de la mudanza, pues debemos encajar todo de la forma más estratégica posible. Sin embargo, muchas veces no sabemos cómo embalar muebles para mudanzas y pueden presentarse problemas; sigue leyendo para conocer cómo.

¿Qué necesito para embalar muebles para mudanzas?

Nuestra recomendación es que asegures una cantidad suficiente de materiales para embalar muebles, ya que estos evitarán que se rayen o se rompan y te facilitarán la mudanza. Antes de empezar con la mudanza, estos materiales son indispensables:

  • Papel de burbujas: te servirá para embalar y evitar que lo más frágil se dañe o se rompa y puedes encontrarlo en tiendas de bricolaje.
  • Plástico film: es útil para evitar que tus muebles se rayen o ensucien; puedes comprarlo junto al papel de burbujas.
  • Cajas de cartón: son indispensables para cualquier mudanza, adquiere unas de buena calidad.
  • Cintas de embalar: servirán para cerrar bien las cajas, una vez embaladas y también para mantener las puertas y cajones de los muebles cerrados; si la usamos con dispensador el trabajo será más rápido.
  • Cubre sofá y cubre colchón: así evitaremos que los muebles se ensucien y golpeen durante el traslado.
  • Mantas protectoras: protegen los muebles y podrás trasladarlos unos sobre otros de ser necesario.
  • Protectores de esquinas: evitarán que se deterioren las esquinas, siendo especialmente útiles para los electrodomésticos.
  • Relleno de espuma: nos permitirá evitar que los objetos más frágiles se golpeen y estén bien sujetos en su lugar.
  • Adicionales: dependiendo de tus necesidades, en las tiendas de bricolaje puedes adquirir paneles de porexpan, correas para inmovilizar tus pertenencias, soportes simples con ruedas, etc.

embalar muebles armables

Herramientas a tener a mano para embalar muebles para mudanzas

Por supuesto, contar con las herramientas necesarias también puede facilitarte el trabajo. No te olvides de tener a mano:

  • Martillo: por si necesitas clavar, calzar o romper algo.
  • Destornilladores: para el traslado deberás desmontar los muebles, por lo que necesitarás quitar tornillos.
  • Llave inglesa: al igual que el destornillador, te puede ser útil para desmontar los muebles.
  • Tijeras: siempre son necesarias para cortar la cinta de embalar, un papel o alguna cuerda.
  • Cinta métrica: con ella podrás medir los muebles para determinar si caben en el ascensor, en el contenedor o en el transporte de la mudanza.
  • Cúter: o tijeras para abrir el embalaje.

Para empezar el embalaje de muebles

Antes que nada, es importante que vacíes todos tus muebles para que sean un poco más ligeros y seguros de transportar. También deberías aprovechar para eliminar el polvo, la suciedad y el moho que puede haberse acumulado sobre los muebles.

Por otro lado, la mejor forma de transportar los muebles es retirando las piezas desmontables; busca el manual y guarda todos los tornillos ordenadamente. Sin embargo, es importante saber que diferentes tipos de muebles pueden embalarse de diferentes maneras.

mudanza de muebles

¿Cómo embalar armarios?

Este tipo de muebles pueden envolverse con mantas o telas para evitar que se rayen, pero también con cartón, plástico especial para embalaje y protectores de esquinas. En el caso de los armarios roperos, puedes utilizar las “cajas armario” para guardar la ropa que hay dentro sin tener que doblar y desdoblar.

¿Cómo embalar mesas?

Tanto las mesas como las cómodas y librerías pueden envolverse con tela o plástico como lo explicamos anteriormente. Si los muebles cuentan con cajones, deberás sellarlos con cinta de embalaje para evitar que se deslicen, lo que podría dañar tanto los muebles como otras piezas del mobiliario.

¿Cómo embalar sofás, sillas y sillones?

Todos estos muebles pueden envolverse con papel de plástico film para evitar que se ensucien. Ya sea que cuenten con patas o ruedas, lo mejor será que las quites y las guardes por separado en una bolsa de plástico para evitar que se estropeen; también usar las bolsas para guardar las almohadas y cojines.

¿Cómo embalar muebles armables?

En el caso de los muebles desmontables, lo principal será juntar todas las piezas y tornillos. Las piezas más pequeñas puedes guardarlas en una bolsa y pegarlas a una pieza más grande para evitar que se pierdan, pero no estaría de más que etiquetes la bolsa. Una vez desmontado el mueble, cubre todas las partes con papel de burbuja, guárdalas en la caja y agrega el relleno de espuma.

¿Cómo embalar muebles para evitar humedad?

El plástico film es excelente para proteger los muebles de la humedad. Sin embargo, puede ser un arma de doble filo, ya que la condensación puede dañar los muebles de madera; en este caso, lo mejor será protegerlos con tela. Lo más importante es que los muebles estén embalados el menor tiempo posible para evitar que la humedad los dañe.

Ahora que ya sabes cómo embalar muebles para mudanzas, solo te falta contratar a los profesionales que se encargarán del traslado. Si quieres que la mudanza se haga en tiempo récord, no dudes en contactar con Mudanzas Reva; te ofrecemos un servicio rápido y resguardaremos todas tus pertenencias.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *